Presentamos los 10 vinos que no fallan cerca de los $ 100

Noticias 21 de mayo de 2017 Por
Fredy Villegas nos asesora desde vinoteca Triana. Desde que abrió su espacio comercial en el año 2003, antes sobre calle Córdoba al 430 ahora al 370, se ha convertido en un reconocido consultor de la bebida Nº1 de nuestro país.

Ya hace casi cinco años que se han mudado al nuevo local, siempre apuntando a renovar etiquetas (existen hoy más de 500 y están exhibidas), modificando totalmente su modelo de negocio ya que amplió su capacidad de stock.

Ahora, siempre amable, puede gratamente recomendar tanto a las bodegas clásicas, que son fundamentales y de hábito en los intereses de sus clientes y a esas otras bodegas que a través de prestigiosos enólogos dieron nacimiento al estilo “boutique”, también existen las bodegas “garaje” de menor escala, todas fielmente posicionadas en un ambiente donde el vino siente su comodidad.

Vamos ahora a la propuesta inicial de esta nota –generar un listado de 10 vinos- que nuestro especialista (no sólo en vinos, conoce sobre bebidas espirituosas y destilados) gentilmente empieza por recomendarnos.

1. Alma Mora ($ 98), del Grupo Peñaflor, vino agradable en boca, suave, lo toma tanto el hombre como la mujer, con varietales de uvas tintas y blancas (de consumo estacional). Posicionada en el mercado por su fuerte campaña publicitaria.

2. Latitud 33 ($ 98), de Bodegas Chandon, de un desarrollo masivo instalado gracias a los 50 años que ya tiene esta emblemática marca. Todas las variedades tintas y blancas. En su rango calidad y precio, lo ubica bien arriba en las recomendaciones.

3. Lola ($ 98) de Bodegas Esmeralda, podría decirse que es un vino genérico (mezcla de varietales), sutil,  de nueva aparición en el mercado, buscando la elección de la mujer. Financiado por Escorihuela Gascón (creada allá por el 1.884), una de las bodegas de mayor prestigio en la República Argentina.

4. Postales ($ 98) de Bodega Del Fin del Mundo, particularmente el bivarietal Cavernet-Malbec es un predilecto. Esta línea de vinos salió en el mismo momento en que Triana abría su local comercial, convertido ya en un clásico para la región. Esa mezcla de uvas entre fuertes y suaves, lo convierten en una excelente elección.

5. Emilia ($ 120) de Bodega Nieto Senetiner, un vino malbec que resultó ser no “tan alcohólico”, con sus 12/13 de graduación apetece la elección femenina, muy amable, suave, frutado, fresco en boca.

6. Los Cardos ($ 108) de Bodega Doña Paula, en sus inicios de capitales chilenos, está ubicada en Luján de Cuyo. En la clientela neuquina se eligen habitualmente los “red blend”, línea que se comercializa en Neuquén desde hace 10 años.

7. Tierra Tehuelche ($ 105), proyecto nuevo, de menor escala, está ubicado cerca de la capital neuquina en Senillosa. La familia Iturbe es propietaria de los viñedos y desde hace unos cuatro años comercializa sus malbec (clásico y reserva). Patricio Tapia (guía “Descorchados” de Chile) respetado periodista y crítico de vinos lo puntualizó positivamente.

8. De Una ($ 105) de Bodega Antucura , ubicada al pie de la Cordillera de los Andes, en el Valle de Uco mendocino. Malbec gracioso en cuanto a su etiqueta de presentación (símil publicidad gráfica de los 70’), junto al nombre exhibe una mano con el pulgar hacia arriba dando su “OK”. La última creación de la bodeguera francesa Anne-Caroline Biancheri.

9. Samchen ($ 110) de Bodega Cuvelier Los Andes (que es parte del Clos de los Siete), vino que fue estacionado en barricas de segundo uso, que se estila para dar gusto a madera y chocolate, solo un porcentaje del total del vino. Es un malbec joven y en virtud de su aceptación Triana ya comercializa la línea “Gran Reserva”.

10. 505 ($ 120) de Bodega Casarena, ubicada sobre calle Brandsen, en el distrito de Perdriel. Este es un vino que resulta frutado por las características propias de los viñedos instalados en Luján de Cuyo. La bodega generó posicionamiento por sus vinos Rama Negra. Es de capitales argentinos y aquí en Neuquén lo llevan “ellas”.

EL PLUS

Vamos a sumar a la lista de recomendaciones al malbec de Bodega Renacer. Se llama Punto Final ($ 120), convertido en un vino de cabecera en la cartera de clientes de Triana. Un detalle no menor es que en el desarrollo inicial de los vinos de esta bodega (Luján de Cuyo) trabajó Alberto Antonini, reconocido enólogo y consultor vitivinícola de Italia.

Fuente: www.inneuquen.info

Te puede interesar